Espiritualidad: El reino del caos.

Ha pasado más de un mes de mi última entrada en el Blog. He estado entretenida con las últimas fases de la publicación de mi segundo libro y realizando un curso sobre el árbol de la vida.

Hay un hilo que conecta libro y curso…el reino del caos.

Imagen relacionada

Me he acordado de esta imagen de la Diosa del caos que salía en la película de Simbad. Me he acordado de las artimañas y engaños con los que sembraba la confusión, la guerra y la oscuridad en el mundo.

De nuevo, una peli para niños que contiene un mensaje también para los adultos.

El reino del caos es para cada uno de nosotros como la imagen que he elegido. Somos insignificantes en poder frente a ello, como  simboliza el tamaño de Simbad comparado con la Diosa.

Y…¿Qué es el reino del caos?

Mi libro es sobre el modelo de personalidad del Eneagrama. Modelo que estudié profundamente hace unos años, guiado por el Universo, que ha ido poniendo en mi vida  aquello y aquellos a quienes necesito para mi evolución espiritual.

Nuestro Eneatipo particular es de alguna forma, nuestro dragón, que mantiene cautiva a nuestra alma para que el príncipe/héroe la rescate, en esta vida. Y… es así, literalmente. Pues, el reino del caos está formado por todos los dragones de toda la humanidad, por toda la oscuridad que habita en nuestro corazón generada a lo largo de  TODAS nuestras vidas. Y, esa oscuridad tiene vida propia. De manera que, nuestro Eneatipo nos ayuda a mirar de cara al dragón de esta vida, y con voluntad y amor a nosotros mismos, encontrar el coraje para aceptar con humildad nuestra contribución al reino del caos, y absorberla, y transmutarla en Luz.

La oscuridad no se vence con leyes y castigos ejemplares. Estos caminos no sirven nada más que para generar más negatividad, más miedo, tristeza…alimento del reino del caos.

La oscuridad no se vence llenando las calles por unas horas en una manifestación. La vibración de miedo, de odio, de ira…son alimento del reino del caos.

Intentamos arreglar el mundo con leyes, castigos, sistemas educativos, guerras, ONGs, con política y religión. Es un esfuerzo inútil. Arreglar el mundo, construir la Nueva Tierra pasa por empezar con nosotros mismos. Pasa por limpiar nuestra propia basura del mundo de caos, basurero de la humanidad.

Es más fácil ver la oscuridad del mundo, de los demás que la nuestra.

El camino espiritual habla de ir hacia dentro. Habla de encontrar al maestro interior. Habla de aceptación de nuestra sombra o de nuestra oscuridad. Habla de perdonar al otro y a nosotros mismos y dejar ir el dolor, la ira, la tristeza. Habla de meditación, de contemplación, de silencio interior.

El Hoponopono ayuda a limpiar nuestro corazón. Al hacerlo nos liberamos de vínculos con otras almas que no nos permiten volar ni a nosotros, ni al otro.

Esta es mi visión. Recuperar los cachitos de mi alma que se han ido quedando enganchados en el reino del caos. Solo así podré proseguir mi viaje a la Luz. Y, al hacerlo, mi vibración irá cambiando. Allí donde había pena habrá alegría. Allí donde habia ira habrá serenidad, y paz. Mi mente, mi alma, mi corazón y mi cuerpo serán más ligeros, más limpios. Y, desde ahí, entonces podré ayudar a los demás. No necesariamente haciendo en el mundo físico, sino con la Luz que brilla cuando la oscuridad ya no está en el corazón. Es una luz que dará energía sanadora.

Estas últimas semanas he profundizado en el conocimiento del árbol de la vida. He aprendido a calcular el árbol de la vida personal, para poder ayudar a otras personas a encontrar un poco de sentido a lo que les sucede. Dicen que los Ángeles crearon el árbol de la vida para ayudar a la humanidad a retornar a Casa, a la Luz. Dicen que las meditaciones sobre los senderos y las séfiras nos ayudan en nuestra evolución acelerando el proceso. Así que en ello estoy, dejando que las meditaciones me vayan iluminando mi camino.


Si te ha resultado útil esta entrada, quizá, te gustaría colaborar a mantener vivo este Blog comprando el libro de Por una maternidad protegida. La involución de los derechos de la mujer y de la infancia en occidente, en Amazon.

Por una maternidad protegida – Kindle

Por una maternidad protegida – Papel.